Belfast

El pasado fin de semana volví a una ciudad muy especial para mí, Belfast. En ella viví durante un año y pasé momentos realmente mágicos adentrándome en su cultura y disfrutando de su gente. Los irlandeses son realmente divertidos, amigables y siempre dispuestos a ayudar. En poco tiempo te sientes como en casa.

Durante el fin de semana volví a impresionarme con el muro de la paz, a comer en el mercado, a disfrutar con esos pedazo de desayunos irlandeses y a deleitarme con la música en directo que siempre escuchas en los pubs Guinness en mano. ¿Te vienes?

Transporte

Volamos desde el aeropuerto de Oporto como habitualmente, llegando a Dublín. Nosotras pasamos un par de días en Dublín y cogimos el bus a Belfast desde la estación de bus Busáras, pero también puedes ir directamente desde el aeropuerto, hay buses cada poco tiempo, con Bus Éireann o Air Coach.

Nosotras fuimos con Bus Éireann desde el centro de Dublín y compramos los billetes online. El precio de ida fue de 10 euros persona, si lo compras en las máquinas de tickets de la propia estación (Busáras) el precio a día de hoy son 18 euros. Te mandan los billetes a tu mail y tienes que enseñarle al conductor el código QR, asegúrate de que permites visualizar imágenes en el correo. En todo caso dándole el número que aparece debajo del código QR también sería suficiente.

Nosotras cogimos billete sólo de ida porque no sabíamos como íbamos a volver, aunque finalmente lo hicimos con la misma compañía y el mismo procedimiento. La vuelta fue en un bus exprés directamente al aeropuerto y nos costó unos 25 euros las dos personas. El trayecto de vuelta duró una hora cuarenta y cinco minutos, mientras que la ida desde el centro de Dublín la hicimos en aproximadamente dos horas y media.

También hay opción de tren, pero a mi el bus me parece fácil, barato y, tanto la estación de Dublín como la de Belfast están muy céntricas.

Belfast se encuentra en Irlanda del Norte que pertenece al Reino Unido. Aunque no existe una frontera física, te darás cuenta de que has pasado al otro lado cuando la distancia aparezca en millas en lugar de kilómetros.

Alojamiento

Nos alojamos en el hotel Park Inn by Radisson. Es un hotel de tres estrellas cómodo, bastante moderno y bien situado. Nos costó al cambio unos 120 euros la noche. Yo viajaba con mi madre y buscaba cierta comodidad, pero también hay alojamientos más económicos. La mejor zona para quedarse es cerca del ayuntamiento para tener todo a mano y poder desplazarte andando sin problema.

Moneda

La moneda allí es la libra. Lo mejor es que si tienes una tarjeta con la que no te cobren comisión por el cambio de divisa pagues todo con ella. Nosotras siempre usamos la de Ferratum Bank. Para cambiar algo de efectivo puedes ir al Marks & Spencer, al lado del ayuntamiento.

Tiempo

Si vas a Belfast no puedes esperar que vaya a hacer calor. Para garantizar el mejor tiempo tienes que ir en verano, donde las temperaturas pueden llegar hasta los 20 grados. Los inviernos son bastante duros y con nieve, por lo que yo evitaría esta época. Aunque tiene su encanto por la decoración navideña y su bonito mercado de Navidad.

Principios de otoño y primavera son buenos momentos, pero echa un ojo a la previsión antes de hacer la maleta. Ten en cuenta además que el tiempo en Irlanda es muy variable. En un mismo día puedes vivir las cuatro estaciones.

Tour político

Para mí lo más importante que hay que ver en Belfast es el tour político por las zonas católica y protestante y el muro de la paz. Nosotras lo hicimos con Taxitrax y nos costó 45 libras un tour de hora y media ¡Lejos quedaban los precios de los tuktuk de Camboya a 15 dólares el día!

El tour duró hora y media y el precio incluía hasta 3 personas en el taxi. El conductor fue realmente amable y nos explicó todo con detalle, contándonos anécdotas y como se vive hoy en día en esos barrios. El muro entre ellos se sigue cerrando a las 19:30 a diario y a las 15:00 los domingos por motivos de seguridad.

La zona se compone de Falls (el barrio católico), y Shankill (el barrio protestante). En Falls podrás ver murales sobre política de actualidad en el mundo que se renuevan cada poco tiempo dependiendo de lo que esté pasando en ese momento. En Shankill sobretodo tienen murales de sus héroes militares.

El conflicto en Belfast duró 30 años, desde 1968 a 1998. Enfrentó a los unionistas, de religión protestante y partidarios de pertenecer al Reino Unido, con los irlandeses, mayoritariamente católicos y partidarios de la independencia o integración con la República de Irlanda.

Ambos barrios desembocan en el centro que es zona neutral. Mi recomendación, si no te importa andar y te quieres ahorrar el taxi, es que te pasees por Falls y eso sí, cruces el muro de la paz de 70 metros de alto. En este momento hay una exposición que me impresionó mucho con fotografías de diferentes fronteras y muros en el mundo. Incluía varias de Ceuta y Melilla.

Paseo por el centro y barrio de la Catedral

Otra cosa que tendrás que hacer en Belfast es un paseo por el centro. Empezando el recorrido en el ayuntamiento (City Hall), si es fin de semana aprovecha para comer en el mercado de San Jorge (St George´s Market). Es súper bonito y hay muchos puestos de comida y música en directo.

Continúa tu paseo hasta el Albert Memorial Clock, uno de los monumentos más famosos de la ciudad. Después sigue hasta el río Lagan donde querrás sacarte una foto con el pescadito más famoso de la ciudad, The Big Fish.

Una zona que está cada vez más en auge en Belfast es el barrio de la catedral (Cathedral Quarter). Está llena de pubs y es súper bonita y divertida. No puedes perderte Duke of York ni Dirty Onion. Fuimos a visitar también la catedral de Santa Ana, situada en el barrio del mismo nombre, pero había un mercadillo dentro de la propia iglesia y poco pudimos apreciar.

Universidad y jardín botánico

La universidad de Belfast tampoco podrás perdértela. Aprovecha para desayunar en Maggie Mays de camino. Su típico desayuno irlandés o tortitas serán difíciles de olvidar y hay dos muy cerca de Queen´s University, o Universidad de la Reina.

Verás que es una zona muy tranquila y que la mayoría de estudiantes viven por allí. Era mi caso también cuando pasé mi año en la ciudad. Disfruta el jardín botánico que está justo al lado y que es precioso y enorme. El auténtico pulmón de la ciudad.

Música

Si algo caracteriza a Irlanda es la música. Belfast es una ciudad que desprende arte por todas partes ya que después del conflicto hubo un impulso muy grande en este sentido como método de unión. En Irlanda es muy común escuchar música en directo allá donde vayas. Los amigos se reúnen en los pubs para tocar y pasar la tarde y quien más y quien menos tiene alguna habilidad para tocar un instrumento o está de alguna manera relacionado con la música.

Tuve la gran suerte de poder participar en el Belfast Traditional Music Trail. Es un tour de dos horas y media por dos pubs y un estudio de grabación guiado por dos músicos encantadores. Además de tocar una gran diversidad de música tradicional irlandesa, nos explicaron muchos detalles acerca de ella y sus instrumentos, respondiendo a todas las preguntas de los asistentes. Como broche final en el último pub se unió otra chica y nos hizo una demostración de baile irlandés, ¡fue fantástico!. Tiene lugar todos los sábados a las 16:00 h y es en inglés.

Otra cosa que hicimos para disfrutar de la cultura irlandesa fue pasarnos el domingo por la tarde por el Kelly’s Cellars, uno de los pubs más antiguos de la ciudad. Ese día de la semana por la tarde siempre hay alguien tocando en vivo. Nos coincidió un grupo de amigos que nos hicieron sentir como en casa y parecía que estábamos en el salón de alguno de ellos escuchándolos tocar, cantar y reír. Pura Irlanda.

Otros puntos de interés

Hace unos años que se inauguró en Belfast el museo del Titanic, ya que el barco fue construido en sus astilleros. Se trata de una recreación que puede resultar interesante para sus fans.

La ciudad cuenta también con un castillo ubicado en la ladera de Cave Hill. Se puede llegar en autobús y es una buena opción si dispones de tiempo.

Además de los pubs que nombré antes no te pierdas The Crown Liquor Saloon, ¡es realmente sorprendente!

Excursiones

Las excursiones más famosas que puedes hacer desde Belfast son dos: La Calzada del Gigante y Derry.

La Calzada del Gigante contiene columnas de basalto provenientes del enfriamiento rápido de la lava en un cráter o caldera volcánica que ocurrió hace millones de años. Es un paisaje impresionante que merece la pena ver. Suele haber excursiones organizadas todos los días.

A Derry podrás ir en tren y es una pieza clave para entender la historia de Irlanda del norte. Allí fue donde tuvo lugar el famoso domingo sangriento del que habla U2 en su canción “Sunday Bloody Sunday”.

2 respuestas a «Belfast»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *